rosarioalb


El primer prototipo de avión propulsado con una pila de combustible surcó los aires con éxito el pasado mes de abril. Fabricado en fibra de vidrio, el avión mide poco más de un metro y pesa seis kilos. La pila de energía limpia, alimentada por hidrógeno y oxígeno, genera 1 kW de potencia y alimenta un motor eléctrico que hace rotar a una hélice. Inspirado en la forma de los atunes y fabricado por un ingeniero alemán, ha sido bautizado como Hyfis. Puede alcanzar los 300 km/h y una altitud de 7.000 metros. Tras el éxito de la prueba, su inventor busca inversores para fabricar un avión biplaza.

Una pila de combustible es un dispositivo electroquímico de conversión de energía similar a una batería, pero que está diseñada para permitir el reabastecimiento continuo, ya que produce electricidad de una fuente externa de combustible y de oxígeno.
El proyecto de avión se originó hace cuatro años, cuando un ingeniero suizo llamado Koni Schafroth se inspiró en la naturaleza para experimentar con técnicas aeronáuticas. Entonces, creó un modelo de avión futurista inspirado en la forma de los atunes al que denominó Smartfish.

El avión funciona con un motor eléctrico que hace rotar a una hélice carenada o turbina, que obtiene su energía de una pila de combustible alimentada por hidrógeno y oxígeno. La pila obtiene el oxígeno del medioambiente, pero el hidrógeno lo toma de un depósito de 200 litros (contenido a presión ambiente), que le otorga al aparato una autonomía de 15 minutos de vuelo a su velocidad máxima, y mucho más tiempo si no se acelera.

Con esta pila de combustible, del tipo “PEFC” (Polymer Electrolyte Fuel Cell), el Hyfish puede alcanzar una velocidad máxima de 300 km/h y una altitud de 7.000 metros. Koni Schafroth busca ahora inversiones de capital para fabricar un avión a escala real de dos plazas.
Etiquetas:
Reacciones: 
0 Responses